Ir al contenido principal

La niña de las flores colgantes (Cuentos cortos Infantiles)


Una pequeña niña llamada Ameli estaba muy aburrida, y estando en el fondo de su casa, justo en un pasillo donde se guardaban algunas cosas viejas que nadie usaba, le dieron ganas de treparse y tocar un parte de la pared que tenia unas manchas medias marrones y medias verdes.


Ella sabia caminar solo un poquito, pero le era más fácil gatear, entonces gateando subió por aquellas cosas viejas y llego hasta el lado de la pared arriba y metió sus deditos en las manchas, al tocarlas se dio cuenta que estaban medio como mojadas y le  parecía que era una pared muy fresca. Como era primavera, y ya comenzaba a hacer un poco de calor, le gustaba subirse ahí y tocar con las manos esas manchas de humedad.

Su madre mientras colgaba la ropa, solo veía que ella entraba y salía de allí y la dejaba porque sabía que no era un lugar peligroso para ella.

Pasaron unos días y Amelie por la tarde cuando su madre colgaba la ropa se fue de nuevo a ese pasillo y cuando miro la pared se quedo como congelada mirando, resulto que había flores colgando de la pared que ella tocaba siempre, algunas eran de color amarillas y violetas y otras azules. Estaba tan sorprendida que se quedo callada por un rato, luego salio, pero al ratito volvió a entrar a ver si eso que vio realmente era verdad y pudo comprobar que si, las flores estaban ahí, no era un sueño.

Justo en el techo de chapa había unos agujeritos y eso hacía que el sol entrara y pudiera alimentar las flores, entonces las flores brillaban en la pared y parecían como flores mágicas resplandecientes.

Como no hablaba bien le dijo a su madre que tenía flores en la mano, pero lo dijo así -- Flores mami, flores mano -- la madre la miro y la abrazó y le dijo – ¡Que lindo que te gustan las flores! – Pero ella lo volvió a repetir y la madre no entendía.

Otro día la madre entendió lo que ella quería decirle, pero no le creía nada. Trato de decirle a su papa, pero el padre también pensó que era un juego, no le creyó nada.

Hasta que un día estando toda la familia en el patio de la casa empezó a señalar el lugar donde estaban las flores colgantes y todos fueron a ver y se quedaron todos sorprendidos viendo las flores brillantes colgando de la pared. Amelie sabia que tenía poder en las manos para hacer aparecer flores en las paredes manchadas.

Sus padres no entendían que había sucedido, pero se dieron cuenta que en el piso había unos viejos sobres de semillas de flores que se habían caído al piso, y eso hacía que Amelie pasara gateando por ahí y como tenia las manos todas pegoteadas de comer dulces, se le pegaban muchas semillitas de flores del piso y luego al tocar la pared quedaban plantadas en las partes húmedas con tierra y polvo que tenían los ladrillos, lo que hacía que crezcan flores y queden colgando.

Esto era algo maravilloso. Luego Amelie lo hizo varias veces más y pudo llenar la pared de flores.

Esto la hizo pensar que ella en sus manos tenía un poder especial para hacer que cualquier cosa se viera tan linda como esa pared llena de flores.

Con nuestras manos tenemos el poder de hacer muchas cosas bellas, y que lo que era feo, se vea lindo. Siempre recuerda que en la vida podrás hacer con tus manos muchas cosas que parecerán increíbles.

Por Esteban Correa 

Comentarios

Entradas populares de este blog

El águila adolescente

Un águila adolescente fue dejada sola por sus padres porque habían decidido que encuentre sola su propio camino. Al poco tiempo llego un gran avestruz y le dijo – Te enseñaré lo que debes hacer, cuando sientas una amenaza, pon tu cabeza bajo tierra así confundirás a los depredadores que identifican a sus presas por la cabeza –  

El último Disparo - Corto de animación divertido

Este corto animado es muy entretenido, te mostrará la relación de una cámara con su dueña, a modo de mascota. La niña quiebra sus cristales, y la arroja a la basura, pero la cámara fotográfica no se quedará de brazos cruzados, ella intentará recuperar el amor y la utilidad de su dueña, mostrándole que puede ser útil aún con el cristal roto.

Animación de Globos - Hermoso Corto Animado

Un globo se desprende de "su manada" todos piensan que será la felicidad y libertad total. Pero este gracioso corto animado te muestra como un globo sufre cuando sube demasiado.